¿Qué es el biodiseño?

imagen destacada

Crédito: Allison Kudhla

En diciembre de 2016, el prestigioso magazine DESIGN BOOM seleccionó la relación entre el biodiseño y la arquitectura como una de las tendencias tecnológicas para 2017. Una elección influida, sin duda, por la proliferación de creaciones que abordan la simbiosis entre la biología y el diseño.

Sin embargo, es tentador formular ésta pregunta: ¿acaso el diseño y la arquitectura no han planteado desde antaño analogías con el mundo natural?

Desde el siglo XIX, el Art Nouveau integró desde las artes gráficas y la arquitectura, lo artificial y lo natural. Pero, a diferencia de aquel naturalismo, el biodiseño, trasciende las analogías formales y, plantea una fusión de los procesos orgánicos con la creación de sistemas y productos.

El párrafo anterior recuerda un pasaje escrito por Maurice Maeterlinck, en él argumenta que los seres humanos estamos destinados a repetir las rutas trazadas por la naturaleza. De alguna forma, el biodiseño confirma las palabras escritas por el belga un siglo atrás. Una prueba de ello, es la exhibición curada por el MOMA, “Design and the Elastic Mind”, que explora la simbiosis entre la ciencia y el diseño, en particular, cómo replicar las estructuras biológicas en productos “artificiales”.

Otro referente es MOSS TABLE, una creación que nació a partir de una colaboración entre Carlos Peralta, Alex Driver y Paolo Bombelli. MOSS TABLE transforma la energía desperdiciada en la fotosíntesis en luz eléctrica a través de una tecnología conocida como BPV –Bio Photovoltaic-.

Moss Table.

Por otra parte, está la instalación Growth Pattern, creada por la artista Allison Kudla, que tuvo como objetivo integrar los sistemas biológicos y los patrones visuales inspirados en la botánica, a través de una serie de hojas de tabaco dispuestas en placas de Petri, que cambian por la acción de algunos agentes químicos que influyen en el crecimiento de las plantas.

O, la obra de Nathalie Miebach, una artista estadounidense que registra y analiza datos de tormentas y los transforma en esculturas y en piezas musicales.

Además de transgredir los límites entre la ciencia y el arte, el biodiseño supone una baraja de posibilidades a favor del desarrollo sostenible, pues, al integrar los procesos biológicos a la creación, podría facilitar el aprendizaje y la comprensión de los fenómenos complejos que acontecen en la actualidad –en especial, en materia medioambiental– y, en un futuro –quizá– podría transformar la producción industrial de los objetos.

cerrar
volver
cargador